La piedra

Poema para trabajar la empatía


La piedra (empatía)
De Alejandro Asensio


Camino en el campo.
Hay piedras de punta.
Me miran con rabia.
Yo sigo descalzo.
Me pincho, no lloro.
Tropiezo, me caigo.
Un niño se ríe
a la sombra de un árbol.
Corro hacia a él
y me vuelvo a caer.
Me marcho abatido.
Se oye un crujido
y lo vuelvo a hacer.
Estoy en el suelo
El niño se ríe.
Ha sido una rama.
La piso con rabia.
De lejos me mira.
El niño echa a andar.
Corre por la orilla.
No tiene cuidado.
Un perro ha cagado.
La pisa, se para,
y con cara de asco
patea al perrito.
El animal se enfada
y persigue a aquel niño
que corre muy rápido.
Pisa una roca;
Se enreda en sus pies.
Se estrella y se choca,
y se llena de arena
su enorme boca.
Yo no me río.
Me acerco hacia él,
le tiendo la mano.
Me mira, no entiende.
Le ayudo y levanta
su cuerpo del suelo.
Me abraza y sonríe.
Me pide perdón.
Desde este día,
seguro ese niño
puede comprender
qué es la empatía.

3 comentarios:

¿Quieres decir algo?

Popular Posts